Emprendedores foráneos tendrán mayores beneficios
Por: Contrapunto
Inversión extranjera


En el marco del Foro de LR “¿Qué hay detrás de los cambios en la estructura del aparato productivo colombiano?” Catalina Ortiz, gerente de INNpulsa Colombia, lanzó un anuncio esencial para el emprendimiento, por medio de la ampliación del marco migratorio en temas de visas de negocio. Esta condición ya no será única de nacionales, sino también de extranjeros por medio de un decreto que ya fue publicado al final del mes de abril y que está próximo a reglamentarse.



Una de las ideas que se tienen sobre la política migratoria en este aspecto es que los extranjeros puedan competir en igualdad de condiciones por recursos de capital y créditos para el emprendimiento de la innovación, así como devengar un salario o ampliar su estancia en el país con este fin.



En últimas destacó el vice ministro de desarrollo empresarial, Carlos Andrés de Hart, la reglamentación implicará si los extranjeros pueden contratar o no, puede hacer uso de la “batería se servicios nacionales” para emprender.



La inclusión de emprendedores en el visado hace parte de un programa especializado en ‘ventures’ que desafortunadamente arrancó cuando los recursos de la entidad ya estaban comprometidos, y por lo tanto este es el año de preparación (que incluye superar tema electoral) con un programa muy específico: ayudar y dinamizar el emprendimiento de alto impacto a nivel nacional, atraer emprendedores y gente que ya esté comercialmente validada para que se establezcan en Colombia.



“La idea es lograr atraer capital humano para que cree empresa, investigue y se genere innovación”, destacó Ortiz.



Pero es muy importante definir un poco la palabra emprendimiento y tiene que ver con empresas que puedan ofrecer un “crecimiento rápido, rentable y sostenible” y, además, esta atracción tiene que estar relacionada directamente con compañías o ideas que ya estén validadas (tengan un prototipo) y necesiten un ‘empujoncito’ o estén en funcionamiento y requieran potencializar su impacto.

INNpulsa es un programa que busca generar innovación no como un fin sino como un medio, señaló su gerente, una actividad que en esta vía busca potenciar la diversificación que sin duda viene quedándose rezagada ante el predominio del sector minero-energético. Sobre este tema, el subdirector de Fedesarrollo, Juan 



Mauricio Ramírez, destacó que “en donde falla el emprendimiento y la agenda de productividad es en la coordinación local: la infraestructura, oferta de insumos y servicios no transables, disponibilidad de trabajo calificado, disponibilidad y calidad de bienes públicos”.



Es entonces cuando cabe preguntarse sobre una política industrial, dijo Rosario Córdoba, presidenta del Consejo Privado de Competitividad (CPC), durante el foro. “Yo no veo que en el país haya una política industrial, sino hay un montón de iniciativas industriales (...) y cuando uno está en ese sistema ve que entre esos actores se hablen entre sí”, afirmó. En esa medida, a pesar de que hay instituciones que están tratando de perseguir el mismo fin por medio de los llamados ‘clusters’, aún esta estrategia tiene falencias en su organización. Tanto es así que se han generado muchas dudas sobre los recursos de regalías, que si bien van bien encaminados “aún las regiones no saben qué hacer con ellos”, recalcó Ramírez.



Sobre todo, dijo la presidenta, éste es el momento de hacer los cambios necesarios, pues ya hay un sistema de competitividad que cumple siete años y que aún con balanza superavitaria, no da muestras de diversificación; contrario a ello se muestra más concentrada, pero, en últimas así hay un balance positivo de recursos que entran al país. Para dar una solución, Marcela Meléndez, socia fundadora de Econ Estudio, señaló que es momento de regular el “lobby rentista”, que se queda en usualmente en empresarios que no son los más productivos ni que han mejorado su estructura para competir. Pero más aún, este lobby que se hace no es transparente con el ciudadano y, por tanto, aconsejó Meléndez es momento de regularlo. Finalmente, señaló, el actual Plan para el Impulso a la Productividad y el Empleo (Pipe) es un ejemplo de que la política pública no está bien encaminada, pues es cortoplacista y tiene como centro del problema la tasa de cambio.



“Hoy ya hay 2.350 solicitudes de patentes”: De Hart



De acuerdo con el vice ministro Carlos Andrés de Hart hay avances en propiedad intelectual, aunque hay un largo camino por recorrer. Tanto así que mientras en 2010 había solicitudes de patentes de 1.800 hoy esa cifra alcanza los 2.350. “Al inicio del Gobierno el tiempo promedio de evaluación de solicitudes de patentes era superior a 60 meses. Lo hemos reducido a 39 meses, cuando nuestra meta era llegar a 45 en 2014”, destacó. Además, dijo el vice ministro, el número de solicitudes de marcas y lema comercial avanzaron de 26.000 en 2010 a 30.500 hoy.



Las opiniones



Hernando José Gómez


Jefe de la oficina de aprovechamiento del TLC


“Con la protección a productos básicos, estamos castigando al valor agregado, para no hacerlo necesitamos reducir aranceles y tener una mayor tolerancia al fracaso”.


Rosario Córdoba


Presidenta del consejo privado de competitividad


“Yo no veo que en el país haya una política industrial, sino hay un montón de iniciativas industriales. Lo que uno ve es que hay una suma de elementos”.


Natalia Cubillos Murcia /La República.